jueves, 21 de julio de 2011

URBANO Y NO TAN URBANO


Esto es lo que vemos a diario. Un hombre en olvido, niños que inventan ser felices, hombres y mujeres que venden esperanzas a orillas de una calle. Un par de terrezas polvosas y casi olvidadas. Algunos cielos que cambian de color, y una mano que escribe para no olvidar jamàs.



2 comentarios:

Andrea BR dijo...

Por aquí, disfrutando de tus entradas.

Un abrazo,

A.

Karen Valladares dijo...

Gracias Andrea Br