martes, 19 de octubre de 2010

Nota personalisíma

Fotografía: Jorge Martínez

Hace unas semanas Jorge y yo recibimos una terrible noticia, que la hicimos pública, Naty, me escribé alterada en Facebook, diciendome: negrura, negrura, matarón a OSITO. Quéeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeee, no lo podía creer,
cómo cuándo, dónde, qué pasó. Naty dice: es que se quisierón meter a robar donde mi tía V.. y Osito ahí estaba, la casa estaba sola, y pués el animalito se les tiro a los tipos, y le dierón varias heridas con el machete. Karen Valladares dice: HIJOS DE LA GRAN PUTA, MALDITOS, MALNACIDOS. Y cuándo fué eso Naty, esta bien tu tía V...Naty dice: si, pero puta, negrura, matarón al perro poeta, hablale a JORGE y decile, se va a morir cuando sepa.
Inmediata le hablé a Yorch, y le dije: amor, te tengo una mala noticia, nos han matado a uno de los nuestros, a quién negra, a quién hablá, a osito, papi. Nos matarón a Osito, ya no tenemos quién nos cuide la casa ni la familia. Jorge me dice, con su voz temblorosa, putaaaaaaaaaaaaaa negraaaaaaaaaaaaaa, ya jodimos, sin osito, no habrá un perro que lo remplace... pero a todo CLARISSA, me está timbrando por el msn. y me dice Negrura, mi mamá encontró a OSITO, y sabés cómo lo encontró, quemado, carbonizado, con las patas estiradas.

Me dolió tanto la muerte de OSITO, y eso que siempre he dicho que no me gustan los perros desde una vez que uno se lanzo contra mi pierna derecha y me dejo dos dientes enterrados en mi pantorrilla. Pero, osito era distinto, poquito le hacía falta para ser gente,
cada vez que haciamos reuniones en la casa, Osito llegaba y se sentaba a un lado de la sala o el comedor, y ladraba, como si fuesen sus comentarios. Recuerdo que una vez jorge me contó que a osito no le gustaba la poesía, pero que igual era poeta, lo dejó solo en la casa una vez y cuando el regreso, Oso, se estaba tragando las páginas del libro del poeta y escritor FELIPE BURGOS, amigo personal de Jorge, que todavía no cree está historia, Jorge menciona a Osito en varios textos en cádaveres existenciales, y creo que también en las causas perdidas.

Vuelvo a hablar de Osito, porque cuando supe de su terrible tragedia, subí fotografías de él a mi facebook y creo que a mi blog, hoy Pamela Mateo, una amiga, me comenta asustada: heyy voooo hoy se me atravezo tu perro osito en mi camino, casí lo vuelvo a matar. Te lo juro que era identico a tu perro, era como su fantasma. Pobre pensé, es que no le hemos hecho su debido velorio, su despedida, su ritual, no le hemos leído su poesía, recibimos varias llamadas con jorge y comentarios en facebook, dandónos el pésame, amigos, familiares, poetas, y ciber amigos.

Lo bueno de todo que Osito, siempre vivirá con nosotros, no habrá nadie que lo reemplace, aunque ya hemos pensado en obtener otro perro, Kalki Martínez nos ofreció uno, igual que Sergio Bahr, pero tenemos aún otras mascotas que nos acompañan en nuestro duelo. Cortazar, Bolaños, Alfonsina, tres tortugas que Jorge me regalo, para un aniversario. Ahora estamos pensando en el nombre del nuevo perrito; pensamos en Faisbuk, jifai, Borges, Neruda, CANIJUAS, así que también pueden sugerirnos nombres por aquí.

Osito, perro literario, ya anda en algunos cuentos de la costa norte del país.

No hay comentarios: