martes, 23 de agosto de 2016

Brevisima reseña sobre CARDIOPATIA de la joven poeta ORIETTE D ANGELO.

ORIETTE D ANGELO
Caracas 1990. Desde 1999 hasta el 2008 viví en una ciudad llamada Lechería que se encuentra en el estado Anzoátegui. Regresé a Caracas para estudiar Derecho en la Universidad Católica Andrés Bello (UCAB, 2008-20013). Trabajé como Coordinadora Creativa de la revista digital Sorbo de Letras (2014-2015). Dirijo el proyecto literario Digo.palabra.txt (2014 -) donde realizo entrevistas, reseñas y promuevo la obra de nuevos escritores. He trabajado como Social Media Manager para distintas empresas y estoy interesada en la literatura, las comunicaciones digitales, el periodismo y la fotografía.

Aquí algunos poemas de su más reciente libro.

Sala de emergencia

Hemos recorrido más que el asfalto. Dejamos pasar avisos de tránsito que nos advertían del posible desastre. Nos convertimos en un accidente que dejó estragos. Explosión de guerra avisada. Te conocí cometiendo el delito de lanzar una bomba directo al miocardio. No medí los frenos, me automediqué y me provoqué una sobredosis. [no entiendo cómo se desintoxica una herida queriendo a alguien roto.]Aquí estamos, en el eco del olvido, en la catástrofe del metrónomo. Tenemos la cronología completa de los accidentes y el país nos ayuda a reinventar la historia. Pasamos las venas como pasamos la página, pero no olvidamos. He cometido el error de quererme poco y dejar que otros se den cuenta. Sin embargo, vuelvo sin venganza al accidente que fuiste y lo convierto en un vendaje para no mostrar el hueso.Coloco mi herida en la candela. Me revuelco en la miseria que dejaste.Y la muestro.


##
A los hombres no les gustan las mujeres rotas 


Nadie sabe que maltrata hasta que rompe un hueso y aun así los morados de la piel no saben de perdones las heridas disecadas sólo cuentan una historia Todo cuerpo supura infiernos todo cuerpo admite queja admite exilio Nadie sabe que maltrata hasta que asesina Nadie sabe que tiene fuerza hasta que aprieta una garganta luego abandona sale corriendo echa culpas justifica puños y huele a sangre Todo cuerpo 


##

Humo 

Mi cuerpo es una transición que grita: ¡No me salves! Te muestro los huesos y te ruego me abandones que estoy cansada de tanto plomo de la suspensión del cuerpo de olvidarte a golpes mientras mi cuerpo explota mientras mi boca arde de tanto nombre absurdo y tanta memoria calcinada Deja que el naufragio haga de botecito abandonado en cada esquina de tu cuerpo Deja que mis anclas padezcan ser costillas y olvida las llamadas de auxilio la salida de emergencia que fabriqué para tu nombre que este pecho 12 esta boca es zona 100% libre de humo para que cuando apagues el incendio sean cenizas las que te recuerden mi nombre. Día el desgarro toda ausencia es un primer auxilio 8 Nadie sabe que es poco hombre hasta que toca a una mujer para romperla.

##

Cuestión de lujuria 

Todo pensamiento que perdura es contradicción. 
MARCEL SCHWOB 

Estamos hechos de fisuras lanzamos piedras a las casas cuestionamos nuestra valentía acumulando la experiencia de un cuchillo callejero Nos nombramos como calles nos recordamos como épocas como etapas que no acaban Duelen los pasos los recuerdos que me quitan la memoria de los pies la de los tropiezos / la de los errores la del orificio leve de la espalda Perduras para contradecirme perduras como Depeche Mode cantándome en la radio: It’s a question of not letting what we’ ve built up crumble to dust La mala memoria es tu fortaleza me perduras como una contradicción como el temblor de tu tierra que no siento 19 me perduras como el incendio que hace caos en el sur y me hace sentir el humo en el norte Aun así me condenas al exilio de un cuerpo que no toco en un país que me distrae Jugamos al escondite uno dos tres y no hay propósito para encontrarnos

2 comentarios:

Elena Silva dijo...

¡Hola!
Gracias por la info pero lo dejo pasar por que no me animo a leer este estilo jeje
En fin, nos leemos! Besitos

Karenmayelavalladares Valladares Moralea dijo...

Beso