martes, 23 de octubre de 2012

No te hablare de pájaros.

Hoy no te hablare de pájaros, ni de días soledos. Te hablare de lluvias, de neblinas y de mis pies helados por las madrugadas.