miércoles, 29 de julio de 2009

La solidaridad del poeta español Chema Rubio

Duele saber la verdad, y duele mucho más ,el no estar al lado de donde caen los muertos por las balas. Por cobardía. Porque la crisis económica , la falta de tiempo y otras cosas, a veces me parecen veleidades de burgues.

Tuve la suerte de conocer a muchos poetas en Honduras.


A Fabricio Estrada mi "embajador" en Honduras , junto a otro poeta S.M, vivímos la semana guatemalteca,
( patrocinada por Folio 114, junto a Nelson Echenique,
Heber Sorto, y dos caras masculinas que se me escapan sus nombres pero no sus voces: Una siempre amable , un tipo exquisito en el ademán y honrado en sus actos, y el otro , socarrón , ácrata en su sentido más natural y menos político, y buen amigo de los suyos) como si el mundo se fuera a acabar de un momento a otro, de fiesta a poema , todo eran alegres sensaciones .

A Alberto Desthépen lo conocí de la mano de Samuel Trigueros , en Tegucigalpa, después de mi lectura Atlántico Caballo.

De Samuel no olvidaré la noche fantástica que me dieron en El salvador él junto a los salvadoreños ; N.L. conocido como James Morrison, y Daniel Castillo. Y la mañana del Sábado siguiente en la biblioteca nacional , cuando pensaba ¿ y quién diantres va a venir a las 9 horas ? y al llegar vi más de cuatrocientas personas, presentado por Elena Regalado y Manlio Argueta.

Solo puedo pensar en todo Honduras a través de los amigos como Karen Valladares, Dennis Avila, Roberto Quesada ...y sentir las pocas veces que fuí a Honduras en dos memorias ; la primera en La libreria PARADISO,( Rigoberto Paredes y Ana Velez )donde se reunen los mejores escritores libres del país. La última vez que visité Honduras fue Copán. Ciudad en ruinas, que no ruinosa. Porque esas ruinas son no solo Memoria de un Imperio , también son las huellas tatuadas de la historia, por lo que pido, que las plumas se sigan levantando contra las armas junto a las manos de tod@s que en el mundo piensan libres, y sienten arrebatados por la muerte injusta, pero en la sobriedad de la razón. Sin Ella seremos igual que ...ELLOS . Y además el pueblo siempre se distinguió, quizás por el adn tan colectivo como sabio, que ellos pueden cambiar los días a tiros, pero al final se caerán los crucifijos de la sangre y las estrellas de los uniformes como lepra en el olvido de la alegría.



Ánimo Hondure@s.
No estaís solos. El mundo os apoya más de lo que podaís malpensar, en noches funestas , pero el amanecer ya llega, y ojalá yo esté pronto allá.

Porque si no lo estoy , cuando me lo pide el cuerpo, no es por la crisis económica,ni por la falta de tiempo, sino por cobardía.

Salud para ser sin armas, Fuerza para combatir la desesperanza, y alegria.

Si, ALEGRIA porque el hombre nació libre y NADIE puede arrebatarle su canción.

Desde un pequeño pueblito de España.A las 4 de la madrugada cuando mis ojos ven mujeres golpeadas.

Chema Rubio

No hay comentarios: